Posts etiquetados ‘cachorro’

– DURANTE EL EMBARAZO

  • Antes de que el bebé llegue, tenemos que acostumbrar al perro a un horario realista y que podamos mantener una vez este el niño en casa. Empezaremos a dar de comer y a dar los paseos a los horas que podamos hacerlo cuando el bebé este presente. Este horario puede ser muy distinto al actual por lo que es mejor comenzar ya para el que el perro no sufra todos los cambios a la vez.
  • Debemos incluir en este horario 5-10 minutos de atención solo para el perro. Una o dos veces al día. Podemos aprovechar para acariciarlo, cepillarlo, jugar con sus juguetes….En la medida de lo posible deberá a ser a la misma hora y debemos asegurarnos que podremos mantenerlo una vez llegado el niño.
  • Antes de que el bebe llegue debemos dejarlo entrar en la habitación que tengamos preparada para él. No podemos dejarlo fuera de la habitación del bebé todo el tiempo, los olores nuevos lo atraerán y debe acostumbrarse a ellos lo antes posible. Es una buena idea comprar las lociones, el talco, los pañales y que el perro pueda empezar a olor poco a poco todo eso.
  • No podemos dejar subir ni tumbarse al perro en ningún mueble del niño, y si lo hace debamos corregirlo.

99945575

2 – LA LLEGADA DEL BEBÉ

  • Mientras el bebe está en la clínica :
    • No dejaremos al perro solo por completo
    • Al ir a casa llevar alguna toalla o paño con el olor al niño. Jugar con el perro, darle premios y acariciarlo mientras le mostramos la toalla, así el perro va a asociar el olor al bebé con experiencias agradables.
  • La llegada a casa :
    • El perro se mostrara curioso ante la llegada del bebé. Es importante actuar de forma que el perro investigue al nuevo miembro de la familia y al mismo tiempo evitar que pueda sin querer hacerle daño.
    • Es bueno a veces que alguien saque al perro a pasear mientras el niño y su madre llegan a casa. De este modo conseguimos dos beneficios importantes : la madre podrá instalarse en casa sin tener que estar pendiente de las reacciones del perro y evitaremos el desbordamiento que puede suponer la llagada de la clínica.

perros 2

  • El primer contacto :
    • Es muy importante intentar actuar de la forma más relajada posible. De lo contrario podemos trasmitir nuestra excitación al perro.
    • No debemos castigar al perro por querer investigar al bebé, si lo hacemos el perro puede empezar a asociar la presencia del niño como algo negativo.
    • Debemos dejar que el perro se acerque al bebe´, con calma, podemos ir distrayendo su atención con algún premio.
    • Si el perro es de raza grande o muy nervioso una buena idea es mantenerlo sujeto con la correa de paseo hasta que su ímpetu por oler al niño se reduzca.
    • Si el perro se acerca al bebe y lo huele de una forma tranquila, debemos premiarlo con caricias y palabras suaves.
    • Es importante no forzar la interacción entre el perro y el niño y permitir que el contacto se lleve a cabo de forma gradual.
    • No debemos dejar al perro y al bebe juntos ni un instante sin nuestra supervisión. El perro podría sin querer hacerle daño al niño, por ejemplo, apoyando las patas y volcando la cuna.

perro 3

3 – LAS VISITAS

  • Debamos intentar que las personas que vienen a casa la hagan un poquito de caso al perro. Puede ser algo como darle una golosina, lanzarle un par de veces la pelota y acariciarlo de vez en cuando.

4 –  “LOS CELOS

  • ¿Por qué aparecen los celos?

La llegada de un bebe suele absorber gran parte de nuestro tiempo. Los ratos en que estamos mas tranquilos, por ejemplo en los que el niño duerme, solemos aprovecharlos para jugar y prestarle atención a nuestro perro. Así intentamos que el perro no se sienta desplazado. Sin embargo, los perros no siempre interpretan las cosas de la misma forma que nosotros. Ante la forma anterior de actuar la interpretación del perro va a ser tan sencilla y tan lógica como la siguiente:

  • Cuando esta el niño delante a mi no me hacen apenas caso
  • Cuando el niño no está vuelvo a recuperar la atención de mis dueños.

En el momento en el que el perro llega a esta conclusión, empieza a ver al bebe como un competidor y los celos pueden no tardar en aparecer. ¿Cómo evitar los celos?

  • Si el niño está presente debemos, en la medida de lo posible, prestarle atención también al perro. Todos los juegos, caricias y golosinas deben ser entregadas en la presencia del niño.
  • Si el niño no está presente, debemos reducir las caricias y atenciones que recibe el perro.

Por lo que el aprendizaje del perro ahora será :

. Cuando esta el niño delante me hacen caso y me divierto como siempre.

. Cuando el niño desaparece me aburro y ellos me ignoran.

5 – LA EDUCACIÓN DEL NIÑO perro-y-bebe

  • Con el tiempo será el niño el que buscara el contacto con el perro. En muchas cosas, el niño trata al perro como a un juguete mas y no es consciente de que el animal puede sentir dolor.
  • El objetivo de los padres es enseñarle al niño que el perro no es un juguete y que estirarle las orejas, el pelo o la cola puede no ser la mejor forma de relacionarse con él.

6 – LAS SEÑALES DE ALARMA

  • Estas normas son validas para perros de cualquier raza, sexo y edad, que no presenten un problema previo de comportamiento.
  • Algunas conductas mostradas por el perro pueden no ser compatibles para la convivencia con un niño. Debemos tener cuidado si alguna de estas preguntas resulta afirmativa:
  • ¿El perro gruñe o enseña los dientes cuando alguien de casa lo toca mientras come o tiene un objeto en la boca?
  • ¿Gruñe o enseña los dientes si lo quieren echar del lugar donde descansa?
  • ¿Gruñe o enseña los dientes al querer cepillarlo o bañarlo?
  • ¿gruñe o enseña los dientes al sujetarlo o intentar moverlo?
  • ¿Gruñe o enseña los dientes a las personas que no son de la familia, en casa o en la calle?

thRESUMEN

  • Realizar los preparativos con antelación.
  • Actuar con calma
  • Presentar el niño al perro de forma gradual
  • Supervisar a ambos en todo momento
  • Conseguir que el perro relacione la presencia del niño con cosas positivas.

Covi Suarez Tesouro

Responsable comportamiento canino y felino

Hospital veterinario Abros

 

 

Anuncios

Los perros se han convertido en excelentes animales de compañía para el hombre gracias a la facilidad que establecen fuertes vínculos con las personas. Esta importante característica hace que este sea una mascota ideal y a la vez puede llegar a ser la raíz de uno de los problemas más frecuentes en la conducta del perro: la ansiedad por separación.

Tratamiento-de-la-ansiedad-por-separación-en-perros1

Podemos definir la ansiedad por separación como un miedo o aversión que experimenta el animal ante la falta del propietario.

sad_dog_window-HeddaGjerpen-iStockLa ansiedad por separación puede ocurrir cuando un perro acostumbrado a la compañía humana constante se le deja solo por primera vez, después de un intervalo largo, tal como vacaciones, durante  el cual el dueño y el perro están juntos constantemente, después de una situación traumática (desde el punto de vista del perro) tal como un periodo de tiempo pasado en un refugio o en una perrera y también después de un cambio en la rutina o estructura de la familia (tal como alguien que se va a la universidad, un cambio en el horario de trabajo, la mudanza a una casa nueva, o una mascota o persona nueva en casa.)

Dependencia excesiva del perro hacia su amo

Dependencia excesiva del perro hacia su amo

Las manifestaciones más corrientes de la ansiedad por separación son los ladridos, la eliminación inadecuada y la conducta destructiva durante la ausencia del propietario. Los perros aprenden a asociar actividades especificas relacionadas con la salida del propietario: ponerse los zapatos, coger las llaves, etc.…, de manera que algunos de ellos comienzan a manifestar ansiedad antes de la salida del dueño, con temblores, jadeo o bien bajando las orejas y cola, adquiriendo un aspecto deprimido. Cuando se quedan solos, algunos perros deambulan de habitación en habitación buscando a su dueño, temblando y gimiendo. La ansiedad por separación se puede manifestar también por el rascado de puertas y ventanas, al intentar seguir al propietario. Algunos animales orinan y defecan cerca de las puertas o en la cama de su dueño. También es muy frecuente que ladren durante largos periodos de tiempo.

Por lo general la ansiedad por separación es un problema que se detecta cuando ocasiona molestias al propietario. Hasta ese momento, el animal puede llevar semanas e incluso meses sufriendo.

No ayudara a corregir el problema castigar al perro después de regresar a casa, esto puede aumentar su ansiedad ni tampoco conseguir otra mascota como compañero ya que su ansiedad es el resultado de la separación con su dueño ni tampoco lo arreglaremos encerrándolo en una jaula, esto empeorara la situación.

Y como consejo final, os recomiendo que si sospecháis que vuestra mascota pueda estar sufriendo alguno de estos síntomas, acudáis a vuestro veterinario para poder arreglar el problema y así la vida de vuestra mascota sea más feliz

 

 

Covi Suarez Tesouro

Responsable comportamiento canino y felino

Hospital veterinario Abros

 

¿PORQUE HACE SUS NECESIDADES EN CASA?

             En la mayoría de las ocasiones, el animal ha aprendido a eliminar  en la calle, pero mantiene la conducta también en casa. En otras ocasiones el perro lo hace todo en casa, sin que salir de paseo suponga una motivación para “aliviarse”.

defecación adecuada

Existen múltiples causas por las que el perro puede presentar esta conducta indeseable o problemática. Las tres causas más habituales son:

  1. Que el animal no haya adquirido un aprendizaje correcto de la conducta de evacuación.
  2. Que el perro marque con orina en la vivienda.
  3. Que el animal se angustie y presente ansiedad cuando se le deja solo en casa.

Otras causas por las que el perro puede orinar y/o defecar en la vivienda son: un problema de miedo o fobia a los ruidos fuertes(como petardos, tormentas, etc.), al entorno urbano o las multitudes, un exceso de excitación al recibir a los dueños o las visitas o una conducta de sumisión exagerada.

       ¿Cómo puedo saber por qué lo hace mi perro?

Cada una de las causas que se acaban de mencionar que provocan que un perro haga sus necesidades en la vivienda, presentan una serie de características específicas que hacen que se puedan distinguir con relativa facilidad unas de otras. Así, si nos referimos a las tres más habituales, por ejemplo: Cuando el perro no ha aprendido a hacer sus necesidades en la calle correctamente lo que suele observarse es que el perro orina o defeca o ambas cosas, tanto cuando el dueño está en casa como cuando se queda solo. Además, las cantidades de orina que el dueño puede ver son en general bastante grandes, ya que lo que el perro está haciendo es evacuar completamente su vejiga. Por último, suelen hacerlo en un lugar específico de la casa, como puede ser la cocina, la terraza, etc. Es muy habitual que los perros que no han aprendido correctamente a hacer sus necesidades en el lugar apropiado, suelan hacerlo por la noche cuando los dueños duermen. 

Marcaje con orina en un árbol. Busca orinar lo mas arriba posible para "parecer" más grande.

Marcaje con orina en un árbol. Busca orinar lo mas arriba posible para “parecer” más grande.

En el caso de que el perro esté marcando con orina, nunca se ve que el perro defeque en casa. Es decir, es un problema que sólo afecta a la emisión de orina. Normalmente el perro realiza este comportamiento levantando la pata y apoyándose sobre algún objeto vertical (la pata de una mesa, un paragüero, una maceta, las cortinas, etc.). Así mismo, la cantidad de orina que el dueño ve suele ser pequeña, incluso sólo unas gotas, ya que la función de esta conducta es “mandar” un mensaje a otros individuos (los dueños, otros perros, una perra en celo, etc.), no eliminar desechos. Lo habitual es que el animal marque en muchos sitios de la casa y que lo hagan, sobre todo, los machos sin castrar, ya que es una conducta que depende directamente de las hormonas sexuales masculinas.

Si un animal tiene un problema de ansiedad cuando se queda solo en casa (denominado ansiedad por separación), lo que el dueño observará es que el perro nunca hace sus necesidades si él está presente. La conducta inapropiada aparecerá únicamente cuando el perro está solo en casa. En este caso, el animal puede tanto orinar como defecar y suele hacerlo cerca de la puerta de salida de la casa, por donde el dueño se va (pero no “en venganza” por dejarle solo, como piensan muchos dueños, sino como resultado de la ansiedad).

Defecación adecuada

Defecación adecuada

¿Puede hacerlo también porque esté enfermo?

Por supuesto. Cuando un perro hace sus necesidades en un lugar inapropiado, lo primero que debe hacer su dueño es acudir a su veterinario de confianza para que examine cuidadosamente al animal y determine si es necesario hacer alguna prueba diagnóstica para descartar un problema patológico.

Aunque parezca mentira, muchos problemas de conducta relacionados con las heces o la orina tienen como causa un problema médico. Con frecuencia, los perros pueden tener cistitis, cristaluria (cristales microscópicos que irritan la vejiga), diabetes o problemas del intestino, por ejemplo.

Hacer un análisis de orina, de sangre o de heces puede sacar a la luz un problema médico que se había pasado por alto.

El dueño debe sospechar que el perro está malo, aunque no haya signos visibles evidentes, cuando siendo ya adulto el animal ha cambiado sus costumbres a la hora de hacer sus necesidades (que lo haga más veces que antes, en la casa, a horas diferentes de las habituales, etc.).

CONCLUSIÓN

Tenemos que pensar que los cachorros son limpios porque no orinan ni defecan donde duermen ni donde comen.

La mayoría de los cachorros aprenden este comportamiento estando con su madre.

Cuando empiezan a vivir con nosotros, hay que enseñarles que toda nuestra casa es un territorio donde viven y por tanto donde duerme y no debe hacer nada. Cuando son pequeños, dos o tres meses de edad,  les cuesta aguantar muchas horas sin orinar. Cada dos tres horas hace algo. A medida que crecen, la capacidad de retener y controlar los esfínteres es mayor.

Podemos usar trucos como un trozo de césped artificial para educarlo en casa mientras no lo sacamos a la calle

Podemos usar trucos como un trozo de césped artificial para educarlo en casa mientras no lo sacamos a la calle

Hay que enseñar al cachorro a seleccionar un tipo de sustrato en concreto. Si siempre de pequeño suele hacerlo dentro en casa en “tierra de baldosas”, será difícil que después acepte hacerlo en la calle en tierra o césped. Por eso de pequeños hay que sacarlos a diferentes zonas para que se adapten a todo tipo de sustratos.

Podemos aprovechar que después de comer, dormir o jugar, los cachorros suelen hacer alguna cosa, es el momento de llevarlos allí donde nosotros hemos pensado que lo hagan. Si podemos escogeremos siempre un lugar con tierra o hierba. Si no es posible, que sea al menos exterior, en patio o terraza, pudiendo utilizar los periódicos.

No hay que utilizar el castigo, es mejor reforzar siempre con premios cuando lo haga bien. Como mucho si vemos que empieza a oler, es el momento de sacarlo, antes de que empiece a orinar.

Un empapador es otra opción para usar en casa hasta que lo acostumbramos en la calle

Un empapador es otra opción para usar en casa hasta que lo acostumbramos en la calle

Para enseñarlo los consejos serian:

  • Sacarlo cada 2 – 3 horas
  • Sacarlo después de comer, dormir o jugar
  • Cuando termine, se recompensara con caricias o premios
  • Cuando estamos en casa saber siempre donde está el perro
  • Tenerlo con nosotros para poder ver si tiene que hacer algo
  • Cuando esta solo no dejarle todo el espacio abierto, crear una zona segura
  • Cuando lo sacamos a la calle, empezar siempre yendo al lugar donde queremos que haga sus necesidades
  • No hacerlo jugar o llevarlo a jugar con otros perros hasta que no haya hecho sus necesidades
  • No acabar nunca el paseo a continuación de que haya hecho sus necesidades.
No debemos limpiar delante del cachorro ni reñirle

No debemos limpiar delante del cachorro ni reñirle

 

Lo que no debemos hacer:

* Limpiar la orina y heces en su presencia

    * Limpiar la zona con lejía o amoniaco: debemos utilizar un detergente enzimático

    * No restregar el morro del cachorros contra sus excrementos

    * No reñirle cuando ya lo ha hecho

     * No castigar

 

 

Debemos pensar que ayudándolo a conseguir que realice sus necesidades en un lugar    apropiado sin basarnos en duros castigos ni gritos conseguiremos que nuestra mascota sea  más feliz y nosotros podremos disfrutar de ella.

Defecación adecuada

    Covi Suárez Tesouro

Responsable comportamiento H.V.A

En el momento que decidimos adoptar o adquirir una mascota debemos pensarlo bien y acordarlo entre todos los miembros de la familia para así tener los menos problemas posibles.

cachorritos
Es normal que nos surjan dudas y curiosidades con su llegada, con este artículo esperamos poder ayudaros a resolver algunas de ellas.
En primer lugar debemos saber cuál será la edad ideal para traernos nuestro nuevo cachorro a casa, esto es algo a lo que no se le da demasiada importancia cuando sin duda en gran parte es lo que va a determinar muchos aspectos de comportamiento a lo largo de su vida.

????
Como norma general lo llevaremos a casa a partir del mes y medio de edad, ¡nunca antes! y preferentemente no más tarde de los 3 meses, podemos decir que la edad ideal sería entre las 6 y las 8 semanas de edad. La explicación a este referente de edades es porque si nosotros retiramos a un cachorros antes del mes y medio no habrá tenido tiempo de relacionarse con sus hermanos ni de aprender de su madre comportamientos esenciales de conducta, e igualmente si lo hacemos posterior a los 3 meses corremos el riesgo que el cachorro no haya sido socializado correctamente (con personas adultas, niños, perros, otros animales…).
Una vez que lo tenemos es muy aconsejable una revisión veterinaria, para poder comenzar lo antes posible las pautas de desparasitación y vacunación. Esto es beneficioso por dos motivos, uno que así podremos tenerlo protegido de posibles enfermedades y que cuanto antes acabemos la pauta de vacunación antes podremos sacarlo a la calle y comenzar con su socialización.
581736_219230808223803_1819275200_nUna vez en casa debemos tener preparada una habitación para el, ya que nuestro cachorro necesita su propio espacio en el que pueda dormir y refugiarse, este deberá ser un lugar tranquilo donde pueda encontrar una cama cómoda, un comedero y bebedero (es aconsejable que sea de acero inoxidable por su mayor higiene), una zona destinada a hacer sus necesidades con un sustrato diferente al suelo de la habitación, bien empapadores o periódicos, y algún juguete con el que pueda entretenerse.

casita-para-perro

SI no disponemos de una habiatacion para nuestro cachorro, podemos organizarle una zona como esta siempre teniendo en cuenta el tamaño del cachorro, para que el tenga "su espacio"

SI no disponemos de una habiatacion para nuestro cachorro, podemos organizarle una zona como esta, siempre teniendo en cuenta el tamaño del cachorro, para que el tenga “su espacio”

 

 

 

 

 

 

 

 

Debemos tener especial cuidado con las ventanas y balcones evitando dejarlos abiertos, puede subirse a muebles y caerse o incluso quedar atrapado en los barrotes del balcón.
Tendremos también cuidado con las escaleras, puede caerse o resbalar y hacerse daño, deberemos aprenderle a subir y bajar escaleras y controlarlo hasta que sepa.
Y especial atención pondremos con objetos peligrosos como piezas de juguetes, chinchetas, clavos, detergentes, productos químicos, cables eléctricos y plantas que puedan ser tóxicas entre otros, ya que el cachorro usará su boca para explorarlo todo.
Y por último no debemos olvidar de que no vamos a permitirle acciones que no tenemos pensado dejarle hacer una vez que pasen más días o cuando sea más mayor como por ejemplo subirse al sofá, dormir en nuestra cama….

cachorro
Covi Suárez Tesouro
Reponsable comportamiento canino y felino H.V.A.

           La llegada de un cachorro a casa, siempre supone un reto para toda la familia. Con ellos aparecen las dudas, los miedos, el no saber si lo estoy haciendo bien o mal; sin duda todo un reto. El cachorro ha de adaptarse a su nueva casa y al mundo de las personas siempre tan diferente al suyo. Necesita, sin duda, también, desarrollar sus capacidades sociales para jugar y relacionarse con otros perros.

            Una buena herramienta que puede servirnos de gran ayuda, son las clases de cachorros. Están pensadas para que el cachorro pueda tener experiencias positivas con otros perros, humanos y estímulos novedosos en un entorno seguro.

Las clases para cachorros son un elemento clave a la hora de prevenir futuros problemas de conducta. La socialización durante la etapa de cachorros es fundamental para el bienestar animal. Sin lugar a dudas, un cachorros bien sociabilizado llegará a adulto equilibrado,  con niveles de estrés controlados y no responderá a otros animales ni personas o nuevos estímulos de manera exagerada, con miedo o agresividad.

Abros. Cachorro

¿A qué edad podemos llevar al cachorro a clase?

Existen diferentes ideas de cuál es la edad apropiada para permitir a los cachorros asistir a clase, el denominado periodo sensible de socialización en perros comprende de las 3 a las 12 semanas, e incluso algunos autores señalan que se extiende hasta las 16 semanas, por lo que durante los tres primeros meses de vida el cachorros está dispuesto a conocer y aceptar cosas nuevas de forma mucho más fácil que a lo largo de su vida.

¿En qué consisten los cursos para cachorros?

          Educación: para conseguir una convivencia divertida, aprenderemos cuales son los juegos aceptable y cuáles no, la inhibición de la mordida, hábitos correcto de higiene….

          Adiestramiento: para facilitar el manejo y los paseos, les enseñaremos venir a la llamada, permanecer sentado o tumbado…).

          Socialización: como sabemos lo que les gusta disfrutaran jugando y relacionándose con otros perros y al mismo tiempo aprendiendo.

          Equilibrio: potenciando sus capacidades físicas y mentales conseguiremos un perro adulto equilibrado y con muchas menos posibilidades de convertirse en un perro agresivo y miedoso.

Los objetivos de estas clases son:

          Enseñaros acerca de la conducta normal de los cachorros                                                                OLYMPUS DIGITAL CAMERA

          Relacionarse con otros estímulos como ruidos, distintas superficies…

          Socialización con otros perros,  personas, entornos…

          Evitar destrozas, tirar de la correa

          Inhibición de la mordida o morder sin hacer daño.

          Como crear buenos hábitos higiénicos.

          Aceptar la manipulación (veterinarios, peluqueros, niños, etc.).

          Establecer normas de convivencia en casa.

          Combatir la soledad y aburrimiento (estimulación mental y física).

          Formas de juego.

          Como controlar la rebeldía, el habito de subirse, etc.

          Iniciación del adiestramiento en positivo: APRENDER SU NOMBRE, MUY BIEN, VEN AQUÍ, SIENTA, NO, ECHATE, DESPACIO,…

 

¿Cuáles son los métodos?

El método de educación canina en positivo. Nunca acudiremos al castigo y siempre se reforzaran las conductas bien hechas.

Sabemos que cada perro es diferente, por lo que adaptaremos los métodos con las necesidades y características de cada perro y propietario.

             Os enseñaremos a utilizar los recursos y como mantener el comportamiento deseado, retirando progresivamente el refuerzo de comida.

Lo que se pretende conseguir con esto es que el vínculo entre propietario y mascotas sea lo más agradable y feliz posible y no seguir aumentando el número de animales en protectoras o la crueldad de abandonarlos

¿Cuál es la duración de los cursos?

Las clases constan de 6 sesiones prácticas y 1 teórica. Su duración es de 6 semanas y cada clase dura entre 1 hora – 1 hora y media

Los grupos son reducidos entre 4-6 cachorros.

Aconsejamos que asistan a las clases los propietarios que conviven habitualmente con el cachorro.

¿Dónde se imparten?

En Hospital Veterinario Abros- Parque empresarial Pereiro de Aguiar, parcela 32ª

Y si tienes más dudas o estas pensando en adquirir una nueva mascota, no dudes en ponerte en contacto con nosotros de cualquiera de las siguientes formas:

          Teléfono : 988242266

          Por correo electrónico: abroshospital@gmail.com

No te olvides de indicarnos tu nombre, y correo o teléfono donde desees que nos pongamos en contacto contigo

Covi Suárez Tesouro

Especialista en comportamiento HVA

Imagen1

El moquillo afecta a nuestras mascotas desde hace mucho tiempo,  aunque en la últimas decadas, gracias a la vacunación y el control de los animales afectados, habíamos conseguido disminuir mucho la incidencia. Sin embargo estamos teniendo un aumento de nuevo en los casos diagnosticados y sobre todo en animales adultos con la forma neurológica, que es la de peor pronóstico.

¿Qué es?

También se conoce como distemper canino o enfermedad de Carre ( fué quien la descubrió en el año 1905).

260px-Light-virus-1

Imagen por microscopía electrónica del virus del moquillo

Está producida por un virus del genero morbilivirus, familia paramixoviridae, similar al del sarampión humano, y es  una enfermedad  altamente infecciosa que no solo afecta a perros, sino también a hurones, zorros, lobos…

¿Cómo se contagia?

Los animales más susceptibles de contagiarse de esta enfermedad son los:

1.  Perros sin vacunar, sobre todo cachorros y generalmente después de los 40-60 días de edad, anteriormente están protegidos por la inmunidad transmitida por la madre

2.  Perros sin revacunación

3. Perros con una mala pauta de vacunación e incluso algunos bien vacunados pero que no adquirieron una suficiente respuesta inmunitaria

4. Perros viejos que desarrollan encefalitis crónica, normalmente debido a casos de bajo nivel inmunitario

El contagio se realiza a través de un contacto directo con un perro que esté eliminando el virus por secreciones respiratorias, oculares, orina y heces (y que no tiene que estar necesariamente con signos de enfermedad) o a través del contacto con fómites o estructuras infectadas como suelos, bebederos, personas…

La vía de entrada se produce por la inhalación del virus a través del aire, fluidos corporales como secreciones oculares, orina y heces de otros animales afectados por la enfermedad, por contacto directo con comida y agua contaminadas por estos fluidos y por contacto directo con los lugares contaminados. Al transmitirse por vía aérea es muy fácil que se extienda y propague de un lugar a otro, transportado en nuestra ropa, zapatos, neumáticos del coche…

Patogenesis distemper

Desde la puerta de entrada del virus por la inhalación del mismo, pasa a las amígdalas palatinas y a los ganglios bronquiales y después al resto de tejidos linfáticos corporales. A partir de los 9-14 días se produce una respuesta del sistema inmune. Si esta es buena solo se producirán leves síntomas clínicos y superará la enfermedad quedando inmunizado; pero si la respuesta es pobre o nula habrá una diseminación por el organismo hasta el sistema respiratorio, digestivo, nervioso… y es cuando empezara a tener signos evidentes y a eliminar también el virus hacia el exterior.

La vida de este virus  en estos medios es de pocas horas si está a  temperaturas altas (20-25 ºC) pero puede durar semanas a temperaturas que ronden las de congelación. Se pueden eliminar de nuestro entorno limpiando bien con detergentes desinfectantes.

¿Qué síntomas presenta?

distemper

Unas de las lesiones que aparecen mas frecuentemente son hiperqueratosis de la trufa y descargas nasales y oculares.

Los síntomas que produce son muy variables, desde apatía, anorexia, fiebre, secreción mucosa en los ojos y nariz (se llama moquillo porque uno de los signos más frecuentes es la secreción nasal abundante), tos intermitente, vómitos, diarrea, almohadillas plantares endurecidas y agrietadas, hipoplasia del esmalte e incluso síntomas nerviosos como parálisis total o parcial, convulsiones, marcha en círculos, temblores musculares, incoordinación, ataxia, estrabismo, así como tics y crisis de masticación.

lesiones dentales

Lesiones dentales

hiperqueratosis en almohadillas

hiperqueratosis en almohadillas

El moquillo canino por tanto una enfermedad con varias presentaciones: respiratoria, digestiva, cutánea y nerviosa y podemos distribuir los principales síntomas según a que sistema afecten:

1. Respiratorio: secreción nasal, estornudos, tos, congestión…

2. Digestivo: vómitos, diarrea…

3. Oftalmológicos: conjuntivitis, secreción ocular, queratitis seca…

4. Dentales: crecimiento dentales anómalos en casos de cachorros…

5. Cutáneos: erupciones, hiperqueratosis de las almohadillas…

6. Neurológicos: tics, convulsiones, ataxia, movimientos masticatorios, vocalizaciones, ceguera…

Los síntomas no aparecen todos al mismo tiempo, sino por fases; la primera dura unos días y el perro presenta fiebre apatía, lagrimeo… hasta que después se desarrollan los cuadros digestivo, respiratorio y/o neurológico, en función de la cepa viral, de la edad y del estado inmunocompetente del individuo.

Generalmente cuando se llega a un cuadro neurológico existe un alto porcentaje de muerte y la enfermedad puede durar semanas e incluso meses  en los cuales existirán periodos de mejoría.

Este cuadro de convulsiones se desencadenó en un perro, ingresado por cuadro digestivo de moquillo, durante su paseo. Hubo de ser tratado con medicación intravenosa para frenar las convulsiones, antes de ser trasladado de nuevo a su canil. Es frecuente que cuadros de moquillo digestivo o respiratorio desencadenen al final en un cuadro nervioso, la mayoría de las veces de consecuencias muy graves.

El uso de medicación anticonvulsionante y sedante intravenosa es necesario para poder frenar los mioclonos y conseguir que el animal se relaje, frenando el proceso convulsivo. Aún así, es una medida puntual y a largo plazo, la mayoría de las veces , el pronóstico es muy grave

Diagnóstico

1. Hematología: se encuentran alteraciones en los glóbulos blancos y plaquetas, pero solo en casos agudos. El diagnóstico se lleva a través de una analítica sanguínea en la que se puede encontrar linfopenia y trombocitopenia. En las extensiones de sangre periférica puede detectarse inclusiones del virus del moquillo canino en linfocitos, monocitos, neutrófilos y eritrocitos.

2. Determinación de antígenos: los antígenos virales se pueden observar en frotis conjuntivales, vaginales, bronquiales, sedimentos urinarios… el más recomendable es un hisopo en conjuntiva ocular. Es eficaz en los casos agudos en los que aun existe el virus en el organismo del paciente pero en casos crónicos puede dar un falso negativo, es decir, que la prueba nos de que no tiene excreción de  virus pero si puede tener la enfermedad.

3. Determinación de anticuerpos ( Ac IgM y Ac IgG) con test de Elisa: ambos Ac aparecen tanto en la enfermedad del moquillo como después de vacunar al perro. La diferencia suele estar en el tiempo que duran en el cuerpo (en una vacunación duran menos de 3 meses y en el caso de enfermedad permanecen más tiempo en la sangre)

Formación anticuerpos postvacunales

4. Detección genética del virus por PCR: esta prueba determina fragmentos de ácidos nucleicos del virus. Es una prueba de alta sensibilidad y especificidad y es siempre positiva ante la presencia del virus. Suele dar falsos negativos cuando la muestra se toma en casos crónicos o fases avanzadas de la enfermedad.

5. Examen del liquido cefalorraquídeo: se busca el virus, anticuerpos… pero necesita laboratorios altamente especializados

6. Estudio anatomopatológico postmorten.

Existen numerosas pruebas para el diagnóstico pero ninguna de elección, porque depende de si el animal está vacunado o no, del estado evolutivo de la enfermedad, de la presencia o no de signos neurológicos, del acceso a laboratorios con buenas técnicas y de la capacidad económica del propietario

Tratamiento

En cuanto al tratamiento actualmente no hay fármacos disponibles que curan la enfermedad, puesto que es una infección viral. Se tratan por tanto los síntomas con sueroterapia,  antibióticos de amplio espectro para evitar complicaciones bacterianas, antiinflamatorios y tratamiento para las alteraciones digestivas, respiratorias y neurológicas.

1. Sintomático, es decir, tratar los síntomas sean digestivos, respiratorios… con antibióticos (para tratar las complicaciones bacterianas), sueroterapia, control de la temperatura, antieméticos, protectores gástricos, anticonvulsionantes en el caso de presentar signos neurológicos, lo que generalmente significa hospitalización veterinaria.

2. Inmunomodulador: Interferón. Esta sustancia tiene un efecto antiviral e inmunomodulador, es decir, estimula la producción de Ac específicos, activación de linfocitos T…

Los perros que se recuperan después de la infección son inmunes de por vida y dejan de eliminar el virus al medio.

El pronóstico de esta enfermedad es de reservado a grave y los pocos animales que se recuperan pueden quedar con secuelas nerviosas.

¿Cómo se previene?

Si tenemos el virus en nuestro entorno, lo eliminaremos mediante una limpieza intensa con desinfectantes. A temperaturas de 20-25ºC no sobrevive más que unas pocas horas, pero con temperaturas superiores, pero cercanas a la de congelación puede sobrevivir durante semanas.

Dada la alta mortalidad que presenta esta enfermedad, la dificultad de diagnóstico y la limitación del tratamiento, de momento, lo ideal es la prevención con una correcta prevención, realizando una adecuada pauta de vacunación tanto en cachorros como en animales adultos.

vacunacion

Una correcta pauta de vacunación , combinado con medidas de aislamiento e higiene de animales afectados son las mejores armas de que disponemos en la lucha contra esta enfermedad

Aunque la inmunidad al moquillo canino inducida por vacunación es prolongada, no es para toda la vida. Los perros que no reciben vacunaciones periódicas pueden perder su protección e infectarse después de un periodo que conlleve alto estrés, inmunosupresión y exposición en ambientes altamente contaminados.

Además, en los últimos años la incidencia del moquillo en caninos parece haber aumentado, debido a fallas en la vacunación, inmunización insuficiente y a la posible emergencia de cepas genéticamente distintas.

En conclusión el moquillo canino en una enfermedad que no tiene cura y los que sobreviven la mayoría quedan con secuelas nerviosas para toda la vida. Es una enfermedad que se previene con vacunas y es por tanto que se recomienda a partir de los 45 días de vida empezar a vacunar a los cachorros para evitar que contraigan esta grave enfermedad y realizar vacunaciones periódicas para mantener adecuados niveles de inmunidad.

Mary Gómez González

Cristina Nieto Paredes

Veterinarias Hospital veterinario Abros.


Pedrito estuvo con nosotros unas semanas. Ahora disfruta en casa con su familia

                          

                                      Por desgracia, un gran número de cachorros y gatitos no tienen un hogar donde vivir. Abros ha fundado el centro de adopción, desde donde pretendemos ayudar a mascotas sin hogar a que puedan encontrar quién pueda cuidarlas. Cada mascota adoptada es una alegria para nosotros y un motivo para seguir adelante . Nada es posible sin vuestra colaboración. Si estas pensando en adoptar , puedes ayudarnos a hacer feliz a una pequeña mascota.

                          

                                                                          

Gatitos sin dueño

   Cuando adoptas una mascota te comprometes a  cuidarla adecuadamente, completar su pauta de vacunación y desparasitación e identificarla mediante microchip.

   Los cachorritos son vacunados con una dosis de parvovirosis  y dos pentavalentes y a los gatitos se les hace test de leucemia y se vacunan con dos dosis contra ella y con dos dosis de trivalente. Ambos son identificados con microchip, se les entrega el pasaporte y se desparasitan contra nematodos y tenias.

   El coste de la adopción son 65 € para los cachorritos y 75 € para los gatitos.

   Tenemos mascotas en adopción en nuestros 3 centros, en el hospital en Pereiro, en el centro de Monte Medo y en A Xungla. Si estás interesado, pregúntanos como puedes hacer para adoptar una mascota.

Podéis ver las fotos de las mascotas que tenemos actualmente en el centro de adopción y de las que han estado con nosotros y ya han sido adoptados en el enlace del blog que encontrareís en la página de inicio a mano izquierda.

  

Si quieres leer mas sobre adopción y testimonios de personas que han adoptado una mascota puedes encontrarlos en :

https://elblogdeabritos.wordpress.com/2014/03/05/la-responsabilidad-de-tener-mascota/

cachorro