Lo que debemos saber sobre la higiene de nuestro gato

Publicado: 16 octubre, 2014 en Comportamiento, Cosas Interesantes, Todo sobre tu gato
Etiquetas:, , , , , , , ,

Aunque siempre hemos escuchado que “los gatos se limpian solos”, podemos ayudarlos con algunos cuidados a que presenten un aspecto impecable, reflejo de una buena salud.

higiene-e1356354102824

 1/ El pelo: hay que habituar al gatito desde pequeño, ya que el cepillado es una forma de crear un vínculo estrecho con él. Es recomendable acabar el cepillado con una caricia o un juego.

Es conveniente  cepillarles diariamente, sobre todo a los gatos de pelo largo, para evitar la formación de nudos y  más en la época de muda  en la que hay más riesgo de formarse “bolas de pelo”. Estas son acúmulos de pelo en intestino y estómago que impiden el tránsito intestinal normal y resulta en la aparición de vómitos y estreñimiento.   Para ayudar a evitarlo,  podemos dar al menos una vez por semana pasta de malta que facilitará la expulsión del pelo.

Deberá elegir un peine o cepillo siempre basándonos en las características de los distintos tipos de pelo.

Si se acostumbra, con delicadeza, desde pequeñitos se les puede bañar. No es aconsejable hacerlo más de una vez al mes ni emplear productos que no estén destinados específicamente para gatos, ya que ni el pH ni las necesidades del pelo son las mismas además de que se va acicalar pudiendo resultarle tóxico la ingesta del producto utilizado.

 

Otitis por ácaros

Otitis por ácaros

2/ Las orejas: es recomendable examinarlas periódicamente, y limpiárselas con gasas o toallitas especiales para tal uso. Si observamos en estas revisiones que presenta abundante cera oscura y que incluso se rasca con frecuencia es posible que tenga ácaros, estos son un pequeño parásito muy común en los gatos que se alimenta de cera del oído externo. No se contagia a las personas y con un tratamiento sencillo que nos dará nuestro veterinario le pondremos fin fácilmente.

 

3/ Los ojos: una de las razas de gatos que mas debemos cuidar con esta limpieza son los gatos persas. La lágrima drena normalmente por un conducto que va desde el ojo hasta la nariz, y por esto, cuanto mas chatos son los gatos, más estrechos y tortuosos son estos conductos, por lo que la lágrima cae sobre la piel y el pelo de la cara, dejando un antiestético color cobrizo sobre todo en gatos de capa blanca e incluso a veces irritando la zona.

No es aconsejable para este tipo limpieza utilizar algodón, dado que puede dejar hebras dentro del ojo, es preferible usar gasas impregnadas en suero fisiológico o productos de uso veterinario destinados a tal fin limpiando desde el interior al exterior del párpado

4/Los dientes: a los 4 meses aparecen los dientes definitivos. Sería aconsejable acostumbrar desde muy pequeño al gatito a cepillar los dientes con un cepillo y pasta dentífrica específica para gato, no se puede utilizar la de humanos ya que resultar irritante incluso tóxicas. Si no intentamos hacer esto, a la larga el sarro tiende a depositarse en los dientes y a provocar inflamación de las encías y un mal aliento que puede, provocar la caída de los dientes y enfermedades por emigración de las bacterias a otras partes del organismo.

5/La caja de arena: Debe estar siempre limpia, tanto la arena como la bandeja. Retire la arena sucia de orina y las heces diariamente. Al menos una vez por semana (si tiene un solo gato) retire toda la arena y limpie la bandeja con agua abundante y un detergente enzimático. Si está pendiente del estado de la bandeja podrá controlar cualquier alteración (diarrea, dificultad para orinar…) rápidamente y además él estará encantado de tener la caja limpia y le evitará tener que buscar otros rincones de la casa donde defecar u orinar.

6/ Las uñas: hay que revisarlas periódicamente, porque un crecimiento excesivo puede provocar heridas e incomodidad al caminar. En gatos de interior se pueden cortar con un cortaúñas especial destinado a ese uso, en gatos de exterior no es  muy recomendable ya que les ayudan a trepar por arboles y demás alturas para refugiarse.

7/Las glándulas anales: son dos estructuras situadas a ambos lados del ano, debajo de la cola, y muy superficiales, justo debajo de la piel en perros y gatos. Producen un líquido espeso, viscoso y oscuro, de olor fuerte y característico, que constituye la “seña de identidad” de cada gato. Estas glándulas se vacían con la defecación y contribuyen al marcaje territorial; su eliminación, por el motivo que sea, no afecta a la calidad de vida del animal.

Si por alguna razón no se vacían de forma regular, el líquido se hace más espeso y oscuro, dificultando aun más el vaciado, y originando un acúmulo que produce una dilatación de las glándulas y origina molestias, dolor y prurito anal.

Para disminuir la incidencia de problemas en las glándulas anales, no debemos dar alimentos que produzcan estreñimiento , debemos mantener una buena higiene de la zona y acudir a nuestro veterinario si observamos anormalidades en la zona, olor fuerte, que se laman con frecuencia, dolor al defecar, defecación con alguna gota de sangre o la típica imagen en que el gato arrastran el ano por el suelo.

Covi Suarez Tesouro

Responsable comportamiento canino y felino

Hospital veterinario Abros

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s